Estimulación temprana

 

La estimulación temprana es una gran herramienta que se puede utilizar para estimular y fomentar el desarrollo físico, emocional y de la inteligencia de los niños. Se basa en que cuanto antes se estimulan las potencialidades más y mejor se podrá desarrollar un niño y más temprano.
Las actividades relacionadas con la estimulación no solo se inician al nacimiento. También todo lo que pase durante el embarazo influye en cómo se va a desarrollar la primera infancia; tanto para los niños como para sus familias y las relaciones e interacciones que se van creando entre ellos.

Este concepto engloba la intervención en:

  • Estimulación en las áreas del desarrollo:
    – Desarrollo cognitivo (atención, memoria,  aprendizaje de conceptos, razonamiento…)
    – Desarrollo sensoriomotor y perceptivo-manipulativo.
    – Desarrollo social y afectivo.
    – Estimulación del lenguaje y la comunicación.
    – Trastornos del Desarrollo.
    – Alteraciones sensoriales:deficiencias visuales, deficiencias auditivas…
    – Asperger
    – Discapacidad intelectual
    – Parálisis Cerebral
    – Retraso del desarrollo motor
    – Retraso madurativo
    – Síndromes genéticos, alteraciones congénitas: Síndrome de Down, Síndrome de William, Síndrome X-Frágil,…
    – Trastorno de Espectro Autista
    – Trastorno Generalizado del desarrollo
  • Autonomía y autoconcepto.
  • Esquema corporal.
  • Orientación espacio temporal.
  • Riesgo social-ambiental: deprivación económica, niños adoptados, niños acogidos en hogares infantiles, entorno poco estimulante…